Barra de limonada con autoservicio
Barra de limonada con autoservicio

Barra de limonada con autoservicio

No pases tu próxima fiesta sirviendo tragos una y otra vez.


La próxima vez que tus hijos clamen por un puesto de limonada o quieras preparar una fiesta para niños y adultos, ten en cuenta esta opción interesante y económica, ¡una barra de limonada! Consultamos con la autora y experta planificadora de fiestas Debi Lilly, propietaria de A Perfect Event en Chicago, quien nos informó acerca de cómo se hace:


Un trío refrescante

Sirve tres limonadas diferentes. Escoge entre tu limonada tradicional (usar el concentrado congelado está bien), una limonada con fruta (preparada con jugo de frambuesa o granada, puré o fruta al gusto), una limonada efervescente (usando agua efervescente en lugar de agua de la pila) o limonada helada. He aquí una refrescante receta de limonada helada de fresas para que comiences.


Guarniciones excelentes

Para obtener un toque delicioso y sofisticado, coloca hierbas frescas como romero o menta a un lado y ofrece bols llenos de fresas, frambuesas o zarzamoras que los invitados pueden poner en sus vasos o mezclar en el fondo. Para ahorrar tiempo, guarda tus bayas en Ziploc® brand containers antes de la fiesta, retira la tapa para servir durante la celebración.


Un tema para iniciar la conversación

No solo es fácil para la anfitriona crear un bar de limonada (es de autoservicio tanto para adultos como para niños), sino que es una excelente forma de romper el hielo para los invitados, dándoles la oportunidad de conversar relajarse y conocerse unos a otros. Lilly recomienda estacionar el bar cerca de la entrada a la fiesta para proporcionar un punto de reunión fácil. Si estás pensando en servir cócteles, considera incluir una botella de vodka para que los adultos puedan hacer mezclas. Solo mantenla lejos del alcance de los niños.


Haz que empiece la fiesta

Para causar un impacto extra, vierte con antelación limonada en algunos vasos y añádeles frutas o una rama de menta. Entonces los invitados comprenderán cómo usar la barra de limonada, y tú habrás creado al mismo tiempo una mesa hermosa y seductora.

Es un punto de referencia bello, deslumbrante, para cuando lleguen los invitados: causando una primera impresión dramática

-Debi Lilly