Hazlo tú mismo: Jabón de lavanda y romero
Hazlo tú mismo: Jabón de lavanda y romero

Hazlo tú mismo: Jabón de lavanda y romero

¿Tienes ganas de hacer manualidades? Prepara una gran cantidad para que las tengas a mano y nunca te quedes sin un gran regalo para una anfitriona, un día festivo o un cumpleaños.


Materiales

3 cucharadas de capullos deshidratados de lavanda

3 cucharadas de romero deshidratado

2 tazas de agua destilada

1½ cucharadita de aceite de lavanda

1½ cucharadita de aceite de romero

3 tazas de base para jabón de glicerina blanco o transparente

Moldes para jabón (moldes para muffins, molde especial para jabón, etc.) – disponibles en las tiendas de manualidades.


Instrucciones

Paso 1

Pulveriza el romero deshidratado en una procesadora o compra uno que lo esté.

Hazlo tú mismo: Jabón de lavanda y romero

Paso 2

Haz la infusión (“infusión” quiere decir “preparar té”) de lavanda y romero: Hierve el agua destilada (el agua sin cloro es la mejor) y luego vierte seis cucharadas de lavanda y romero deshidratados y en polvo y deja reposar por 10 minutos.

Hazlo tú mismo: Jabón de lavanda y romero, paso 2

Paso 3

Agrega el aceite de lavanda y el aceite de romero a la infusión.

Hazlo tú mismo: jabón de lavanda y romero, paso 3

Paso 4

Funde la base de jabón de glicerina y agrega un cuarto de taza de infusión por cada taza de base de jabón. Revuelve hasta que se mezclen y luego vierte en moldes.

Hazlo tú mismo: Jabón de lavanda y romero, paso 4

Paso 5

Deje reposar por un mes para que se endurezca por completo.

Hazlo tú mismo: Jabón de lavanda y romero, paso 5