9 pasos sencillos para preparar tu casa para las vacaciones
9 pasos sencillos para preparar tu casa para las vacaciones

9 pasos sencillos para preparar tu casa para las vacaciones

Relájate en tus próximas vacaciones al saber que tu casa está en orden y lista para tu regreso.


Sin importar que salgas de la ciudad por un par de días o algunas semanas, hay cosas que puedes hacer para preparar tu casa tanto para tu ausencia como para tener un regreso sin problemas.


1. Limpia el refrigerador

Lo menos que necesitas es regresar a casa y encontrar un experimento científico en uno de los estantes. Antes de partir, deshazte de todos los alimentos que caducarán durante tu ausencia, incluidas las sobras.


2. Lava la ropa

La mayoría de las maletas estarán repletas de ropa sucia, así que te recomendamos que laves y ordenes toda la ropa sucia que tengas antes de partir. Esto te ahorrará algunas cargas de ropa después del viaje, y también hará que empacar sea más sencillo.


3. Pon en orden

No hay nada mejor que regresar a casa y encontrarla limpia después de unas vacaciones prolongadas. Barre o aspira los pisos, lava los platos y limpia los mostradores con Pledge® Multi Surface Everyday Wipes.


4. Prepara las plantas

Pídele a un amigo o vecino que riegue las plantas, y no olvides dejarle una lista de todas las plantas, sus ubicaciones y las instrucciones de riego. De lo contrario, invierte en mecanismos automáticos de riego.


5. Deja una luz encendida

Si no hay luz, entran los ladrones. Si no te ausentarás por mucho tiempo, deja algunas luces encendidas en toda la casa para que parezca que está ocupada. Si planificas un viaje largo, invierte en temporizadores automáticos, o pídele a la persona que regará las plantas que encienda las luces.


6. Aplica insecticida

No permitas que los insectos conviertan tu casa en un hotel. Aplica un insecticida como Raid® Ant & Roach Killer, para mantenerlos alejados durante tu ausencia. Mata por contacto y funciona por hasta cuatro semanas.


7. Desenchufa los electrodomésticos y ajusta el termostato

Corta la electricidad durante tu ausencia; esto disminuirá el riesgo de los accidentes de circuitos eléctricos. Para ahorrar energía, ajusta el termostato para que no funcione el aire acondicionado ni el calentador en una casa vacía.


8. Suspende la correspondencia

Una pila de correspondencia y revistas junto a la puerta es como pintar un objetivo en tu puerta principal. Llama a la oficina de correos para suspender temporalmente la entrega de tu correspondencia, o pídele a un vecino o amigo que la recoja durante tu ausencia.


9. Planifica el primer desayuno luego del regreso

Con suerte, si desocupaste el refrigerador antes de partir, no te encontrarás con sorpresas a tu regreso. Pero tampoco quieres despertar sin desayuno. Antes de partir, abastece la cocina con cereal, café y un recipiente de leche que no necesite refrigeración; así no tendrás que correr a la tienda la mañana siguiente. O bien, prepara estos burritos de desayuno y tenlos listos en el congelador.